domingo, 15 de febrero de 2015

El techo sobre nuestras cabezas

O, sobre las tiendas de campaña que hemos usado y algunas consideraciones al hacerse de una...


Contexto:

Primero analizemos una de las cosas que estan mal en esta foto (ignorando el tarro y la falta de crespina):



Tiendas de plastiquete... ¡¡¡centenares de ellas!!!

Y es que no importa que tan bien hecho esté el atuendo que lleves, lo auténtico de la comida que prepares o si cargas con muebles, si sales de una de estas tiendas el intentar de mantener la historicidad es una causa perdida; aparte de que suelen tener colores mas bien chillones por aquello de hacer mas faciles de localizar a los campistas cuando em... se pierden, si; eso...



Más aún; si uno ve a detalle los articulos de campamento que se pueden conseguir en una tienda de deportes podrá notar sin echar mucho coco a lo que ve el hecho de que estas cosas tienen por lo general bordes mas bien suaves, sin aristas y mantienen un peso decente; cosa que, todos sabemos, no sucede con los articulos de recreación; la lona del piso y el nylon de los lados de una tienda de campaña moderna son la cosa mas facil de perforar; una codera o espada mal acomodada, un cofre con sus rellenos, la cota de malla, etc. Todo puede cortar sin problemas a traves de una de estas porquerias chinas; a eso hay que sumarle que el nylon no es impermeable (no de la misma forma que una bolsa de plastico es impermeable o que una tela impermeabilizada lo es); el nylon es semipermeable; quien les diga lo contrario es un sucio mentiroso; la semipermeabilidad del nylon permite el horrendo fenomeno de la capilaridad; asi que si pones una pieza de acero recargada de la pared de una tienda de campaña moderna y esa noche llueve (o cae rocio matinal) tu pieza amanecerá con un adorable color café.



Yo en lo personal, me habia hecho el firme propósito de nunca ir a un campamento medievalista si no era con una tienda apropiada; así que me perdí de mucha de la convivencia y el alcohol durante los primeros años de mi transito por esta frikada que es el medievalismo; todo eso cambió durante un campamento de fantasia, donde me di licencia para dormir en una tienda moderna por no ser un asunto del todo medieval... de alguna manera que despues he de contar me quedó del todo claro que no era buena idea dormir en un pedazo de hule.

Una necesidad creada

Ahora bien, en dicho campamento de fantasía entró D. Aulus a escena, ya como compañero regular en los eventos, punching bag y buen amigo, así que teniamos lo que en ese tiempo era llamado "el grupo que no es grupo", integrado por Dr Muzz con su brujer (o eso creiamos) el mencionado Aldo y yo, con los posibles añadidos que podian acompañarnos en cada evento, miembros de su antiguo grupo de rol, Cristina, miembros locales de la Hermandad del yunque como el Exmo. D. Ismael, o como el joven Alarcón a quien nunca hubimos de ver en vivo y de quién aun tenemos duda de que exista fisicamente.

Aqui Ismael, Cris y Yo,
haciendonos la pregunta de siempre


Con ésto empezaron las planeaciones para asistir a eventos de una forma mas ordenada, y con ello, la decision de elaborar y mantener lo que en ese momento llamabamos "pabellon medieval" por influencia SCA... por eso y porque somos muy idiotas y muy impracticos; decidimos que era necesario hacernos de una tienda de campaña de tamaño mediano donde cupieramos unas 5 personas comodamente o unas 7 u 8 ya apretadas al yuyu como una lata de sardinas frikis y barbudas; ya creada esa necesidad, decidimos que dicha tienda sería mancomunada entre Aldo y yo y pagada a mitades (lo que pone a Aldo a ojos de algunos amigos jodones en posicion de ventaja ante Cristina); al momento de elegir el diseño vimos que una tienda vikinga estaba fuera de lugar ya que el estaba por hacer XIII y yo hacia ya XIV; que un pabellon de poste central de esos enormes nos sería poco maniobrable al no tener vehiculo alguno donde atiborrar los postes y rayos y que una de cono estilo S. XIII sería muy chica... decidimos hacer una tienda de 2 postes de aquella civilizada epoca cuando ya buena parte del mundo habia sido evangelizado a palazos.

Compramos la tela con meses de anticipacion para el Festival de Guanajuato y sucediò (¡y còmo no!) lo que suele suceder, la tela se quedo arrumbada en un rincon; asi que Aulus ofrecio la solucion de llamar a un sastre de su trabajo donde venden buenos articulos para artes marciales y wasters (en concreto: Musha) y nos reunimos con aquel hombre sudado y de apariencia vaga a explicarle detalladisimamente el patron de la tienda, le dimos fotos, dibujos sobre la distribucion de la tela y material de apoyo y nos despedimos de el bajo la consigna de que la tendrìa lista 1 semana antes del festival... Sucedio (OBVIAMENTE) lo que suele suceder cuando uno pone a trabajar a un freelance a marchas forzadas, lèase: nos pidió dinero para mas tela, y terminó a lo mucho a 2 dìas antes, por lo cual ni siquiera la revisamos completamente al recibirla.

Esta era la distribucion original de las telas
Incluso le explicamos que con los triangulos sobrantes
podia hacer un triangulo extra
Ni idea de quien nos paso estos planos, pero eran la idea general


Reir y llorar a la vez

Ya en la Villa de Santa Fe y Real de Minas de Guanajuato sacamos la tienda y sucedió (justo como me lo dijeron en casa) lo que tenia que suceder... no teniamos ni puñetera idea de como ponerla, aunque teniamos idea de como poner los postes con cuerda... Descubrimos que en buena medida nuestras dificultades venian del desconocimiento del sastre al momento de usar geometria basica... tuvimos la apreciable ayuda de algunos tapatios que siempre vemos y que no tenemos idea de que grupo son (bendita solidaridad del mexicano), al montarla quedó algo así




Hubo quienes al principio negaronse a entrar a tienda tan fea

Pero igual tornaronse al interior cuando despunto el horrible sol de Guanaoxxo

Al momento de esta foto habian 5 personas dentro
5 personas poco frescas xD

Fea, si, pero estabamos felices de verla armada; ahora bien, Aulus tuvo a bien mandar a hacerle un piso con el mismo sastre, lo cual evitó que estuviéramos llenos de tierra, se veìa bien, era espaciosa y con la luz de velas el interior quedaba mas creible, pero sucedió que al tercer día nos azoló un viento atroz y, por eso, y porque somos muy idiotas y muy impracticos no se nos ocurrió revisar que el viento daba de lleno en el lado mas ancho de la tienda, asi que la tienda se sacudia violentamente o se inflaba como globo cuando el aire entraba por debajo, asi que Aldo salio de la tienda y la rodeo con piedras y otros escombros para evitar que se fuera a volar dejándonos viendo las estrellasy cubiertos con 2 palos y cuerda (por cierto que nada mas entrar Aulus de vuelta a la tienda y cerrarla algunos malditos huevones comenzaron a robarse las piedras... bendita solidaridad del mexicano)... a la mañana siguiente la tienda amaneció así:

"¡Nos estamos tapando con piEEeedras!"

Se habia roto de una esquina y las cuerdas se habian aguadado de la tension, tras volver a la Muy Noble, Leal e Imperial Ciudad De Mèxico Aulus o Aldo o Aulo o Mwylach o "El bombòn" se reunió de nuevo con nuestro ahora detestado sastre, a quien puso pinto por haber hecho lo que Dios le dió a entender con la tela y haberle dado una sola pasada con la maquina en las esquinas que llevarìan toda la tension, ponerle solo unos 10 lazos en su parte baja para clavarla al piso y cagarle por haber ideado un sistema de cierre que hacia virtualmente imposible cerrarla sin dejar un hueco a cada lado... el muy pelotudo se limitó a decirnos que el hizo "lo mas lògico", ya bastantito cabreado Aldo le comunico nuestras peticiones de que reforzara las esquinas y quitara el sistema de cierre ya que nosotros hariamos uno mejor y a pedirle que pusiera mas lazos en la parte baja, algo simple, pero eso no impidió que el Sastre me llamara para pedir que le repitiera la parte donde Aldo le decía todas esas... cosas



Dos pollos y los dos negros

Y sucedió que el sastre volvió, lo citamos esta vez en el parque Tezozomoc temprano para ver sus reparaciones, el buen pelutudo tuvo a bien llegar tarde y con la tienda todavía caliente de la maquina de coser, pero ay de nosotros, que ingenuamente creimos que el hombre no podía superarse...
Entre las mejoras que el hombre hizo con la misma inocencia descerebrada y estorbosa que un niño cruza la calle destaca
-Haber puesto muchos, pero muchisimos lazos en la parte de abajo de la tienda (y aun asì, consiguio dejar zonas "calvas" donde no puso)
-Poner en la puertas una agujetota verde y barata que daba un brillo plastico dolorosisimo a la vista como vestido de quinceañera
-Haber cosido y reforzado las puntas (algo tenia que haber hecho bien, vaya!)
-Añadir un refuerzo de carnaza al interior de la tienda, en concreto donde se recarga el poste... cosa muy útil
-Añadir un refuerzo de fieltro artificial y grueso sobre el de carnaza que hacia a los postes deslizarse eliminando todo el beneficio del refuerzo anterior... cosa muy inutl
-CERRAR uno de los lados de la tienda... porque le pareció que hacia falta cerrarlo...
-Poner cuatro dolorosos ojillos de aluminio que nadie le pidió
-Ahumar con su maldito tabaco chinorri la maltrecha tienda

Tras recetarnos una vez mas su letanía de que el hizo todo lo que le parecio lógico decidimos que hay males que no se curan y optamos por reparar la tienda nosotros, lo cual consistió en descoser la agujeta y ponerle lazos reforzados parecidos a los puntos de armar de gambeson, solo que estos serian usados para atar las puertas y que cerrase bien.

La zozobra

Vino un tiempo entonces en el cual la tienda tenia verguenza de ser usada, y es que cuando la llevamos a un evento en pachuca la tienda no podia clavarse al piso y comprobamos que no era algo posible montarla con solo 2 personas

Eso de adentro que sostiene los postes es Aldo

Luego vino el evento de tepozotlan, donde intentamos montarla a toda prisa bajo un cielo amenazadoramente nublado; se rasgó de la parte baja y nos vino una lluvia tal que optamos por meternos en tiendas de campaña modernas, las cuales comenzaron a inundarse

Tras esto, decidi que habria que hacer una nueva tienda, que pudiese ser montada por 1 persona y mantenerse abierta al ser atada a, digamos, piedras en cada una de sus aristas en caso de volver a cometer el pecado de acampar en un lugar con piso de concreto... un cono!


Enconados

Reparamos la tienda del rasguño aquel, pero igual estaba la necesidad de hacernos de una buena tienda; mas o menos al mismo tiempo nos encontramos mi madre y yo en el Bayón una lona repelente al agua de buen tamaño y de una apariencia bastante aceptable, me pasè alguno de esos jueves de hueva en los que no llega ni un pedido a la oficina haciendo calculos de distribucion y vectorizaciones muy primitivas para hacer la tienda; al mismo tiempo, pedi cotizacion a uno de estos asiaticos que se dedican a copiar cosas y latiguear a sus hambrientos "empleados", el precio que me daba era igual de alto que el que me da un europeo, asi que se descartó la opcion de comprarla fuera

Fuimos Aldo y yo a comprar la tela... no habia suficiente tela blanca, asi que tendria que ser blanca y negra, con lo cual se jodia el plan original de hacer una tienda blanca y pintarle los vertices de algun color contrastante o arcos o alguna otra decoracion medieval.

Sucedió (as usual) lo que tenía que suceder y se me vino el tiempo encima, asi que preparé un manual breve pero a prueba de idiotas y una pequeña maquetita y contactamos al 2 veces maldito sastre, le comente absolutamente todo lo que habia que hacerse, le mande las indicaciones y material de referencia por correo y entrego una tienda decente
Simple, no?

Aqui la distribucion de la tela ,algunas medidas no cuadran
Esto es porque hay que dejar holgura para las costuras

Mas material de apoyo para el infeliz
El debut y la despedida

Volvimos al evento de Guanajuato, el cual, por cierto, va en un visible declive y el cual es anunciado por sus organizadores para este año como lleno de mejoras... pero eso no viene a caso, lo que viene a caso es que el cono quedó firme, con las mejoras como las pestañas en el fondo para tapar el viento y la tela impermeable fue una muy agradable mejoría, ademas de ser mas tíbia por razones de volumen...

Aqui podemos ver las malditas gotas resbalando lindamente

En cuanto a la tienda vieja, la volvimos a montar para que la usase Aldo y quizas Ismael, quien tuvo a bien dejarnos colgados ese año y quizas Aramis, quien tuvo a bien quedarse muy calientito con Athalaric "el mutante"; gracias a que Cristina no quizo subir a ayudarnos y a los putos fieltros que puso el sastre la tienda grande quedo horriblemente floja, ademas de que se colgo horriblemente cuando la lluvia la alcanzò...




Tras eso Aldo se hizo de una nueva tienda de cono, con lo cual la tienda grande quedo en deshuso y acabamos por venderla al equipo de HMB Slavyanskiye Voiny al que se supone que pertenezco pero no he vuelto desde octubre aprox.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------

Las consideraciones

Ahora bien, despues de esta larga remembranza, queda lo siguiente:

1- Por muy aceptada que sea la vanidad descarada dentro del medievalismo, nunca se hagan de una tienda mas grande de lo que pueda montar su grupo, mas vale dormir apretaditos que hacer el ridiculo.

2- Materiales de calidad, siempre; la tienda es como el casco, es algo en lo que no se puede ni se debe ahorrar un solo peso... o la moneda que usen en sus respectivos terruños.

3- Si no estas dispuesto a cargar un maldito poste de madera de 2.5 a 4 metros, quedate con las de plastico horrible, que seguro haran juego con tus accesorios de polipiel con remaches de aluminio.

4- Recuerda que todo lo que lleves a un evento lo tendras que cargar de regreso cuando estes cansado y golpeado.

5- Tener una tienda "piriod" no da solo la mamona satisfaccion de tener la única tienda historica entre un campo lleno de tiendas Colem*n y Oz*rk Tr*il, da tambien tener la comodidad de poder vestirse y desvestirse de pie; de tener donde meter una lanza encabada sin dejarla a la intemperie (se ata al poste y ya) y de que cuando estes acostado no te maree el horrible olor del nylon asoleado, la comodidad de no salir a gatas y hasta la de poder follar sin hacer el mismo ruido de abrir una bolsa de papitas en medio de una biblioteca

Es todo.